El despertar de la conciencia (Hunt, 1853)

William Holman Hunt - el despertar de la conciencia (1853)

“El despertar de la conciencia(1853), del prerrafaelista William Holman Hunt, representa a una mujer joven levantándose del regazo de un hombre, con una mirada triste en el infinito. La pintura, llena de simbolismos, intenta advertir de los peligros a los que se expone la mujer que cede al libertinaje moral. Es una escena de género, una pintura narrativa que nos habla de la sociedad de la época que cumple con la más estricta moralidad victoriana.

En el lienzo, Hunt representa a una pareja formada por un adinerado joven que se encuentra recostado sobre un asiento situado delante de un piano mientras su joven amante, sentada sobre él, hace ademán de levantarse o escapar mientras mira hacia la ventana por la que penetra la claridad del jardín que se refleja en el espejo situado en la habitación. El joven se deduce que ha venido a visitarla hace un rato a la lujosa casa que él le ha puesto pues su sombrero de chistera descansa sobre la mesa situada en la estancia.

Las manos entrelazadas de la mujer ofrecen un punto focal y la posición de su mano izquierda hace hincapié en la ausencia de un anillo de bodas. Al mostrar una relación extramatrimonial, aunque fuera con una carga moralizante, la pintura debe el escándalo suscitado en la época.

La habitación presenta un gran desorden; un guante de mujer, sucio, aparece tirado sobre la alfombra. El guante simbolizaría el destino que le espera a la joven si continúa con su amante. También se pueden observar unas hebras de lana de la deshilachada tapicería que indicarían su estado actual y su iniciado camino hacia la perdición.

Debajo de la mesa un desagradable gato negruzco juguetea con un pajarillo que intenta salvarse de los ataques del felino, símbolo este usado para indicar la prostitución que amenaza a la joven cuando el día de mañana el rico y libertino amante la abandone y tenga que buscarse su medio de supervivencia. El gato que aferra al pajarito del ángulo inferior izquierdo es un reflejo de la situación: la muchacha está atrapada en un destino oscuro.

Tanto la partitura caída en el suelo como la que descansa sobre el piano son alegóricas a la inocencia de la infancia y del pasado y al mundo que la amenaza. Es seguramente la letra de la canción de esa última partitura la que se quiere interpretar que ha despertado la conciencia de la joven después de que su amante la haya tocado al piano y tarareado unos momentos antes y por lo que ella trata de incorporarse mientras mira hacia la ventana por la que penetra la luz. La partitura al del piano es la canción “Oft in the Stilly Night” (a menudo en el silencio de la noche) que habla de las oportunidades perdidas, la memoria de un pasado feliz, la inocencia de la infancia.

En un abigarrado interior repleto de muebles recién estrenados y ostentosos (indudablemente el piso de una mantenida) una pareja parece mantener un juego amoroso desigual. El es un joven de buena familia. Ella, posiblemente, acaba de debutar como “mantenida”, un híbrido entre prostituta y amante; la muchacha está atrapada en un destino oscuro. Posiblemente terminará rechazada y despreciada como el guante que yace a sus pies. Pero, de improviso y cuando la joven está a punto de ser perder su candor, se pone a evocar la inocencia de su niñez al escuchar las notas de una canción que interpreta al piano su presunto seductor. Dirige la mirada sorprendida y a la vez esperanzada hacia la luz de ese jardín paradisiaco que vemos reflejado en el espejo del fondo. Su conciencia ha despertado y tal vez consiga redimirse.

El cuadro se llama el despertar de la conciencia, porque muestra el momento en el que ella se da cuenta de su degradación moral y añora su anterior inocencia.

One Response to El despertar de la conciencia (Hunt, 1853)

  1. Anònim ha dit:

    donde se encuentra esta pintura?

%d bloggers like this: