andando hacia ninguna parte

Munch - Melancolia (1894)

Y bajo a la playa
donde ahora
no hay nadie.
Y las olas
cansadas
se dan un respiro
de tanto espectáculo.
Y resuenan
los ecos y gritos
de todo el día
entre la arena pisoteada.
Y me descalzo
y camino por la orilla
viendo las primeras luces
de la ciudad oscura.
Y pienso en el tiempo
y en el viento
y en las nubes
y en las estrellas.
Y en esa rubia
que pasea el perro
por el paseo marítimo.
Y miro dentro de mí
buscando una ilusión.
Y no encuentro nada.
Y sigo andando
hacia ninguna parte
mientras el mar
me contempla preocupado.

Autor: Toro Salvaje

Ilustración: Munch, “melancolía (1894)

Fuente original: http://torosalvaje.blogspot.com.es/2013/04/andando-hacia-ninguna-parte.html

En “Melancolía” (1894) Munch pintó una situación vivida en el verano de 1891 en el fiordo noruego de Asgárdstrand, lugar donde él solía pasar los veranos y a donde también llegarían ese verano sus amigos Oda Krogh, Jappe Nilssen y Hans Jaeger, todos ellos pertenecientes al movimiento Kristiania Bohemen, un movimiento formado por un grupo de bohemios intelectuales y artistas de Christiania, la antigua capital de Noruega, y que preconizaban, entre otras cosas, la exaltación del amor libre.

Oda Krogh era una pintora noruega, divorciada de su anterior marido y casada con el también pintor y escritor Christian Krohg del que había sido alumna. Oda estaba considerada como una figura dentro del movimiento en el que llegó a recibir el apelativo de “La Princesa Bohemia”. Jappe Nilssen era un escritor y crítico de arte, muy unido a Munch y hombre enamorado profundamente de Oda Krogh que lo había convertido en su amante a ratos. Hans Jaegger era otro escritor noruego, conocido activista político de ideas anarquistas y miembro fundador del Kristiania Bohemen y con el que también había mantenido o mantenía relaciones sentimentales Oda Krogh.

Según parece Oda Krogh era una mujer muy demandada que mantenía diferentes e intermitentes amoríos con varios hombres al mismo tiempo. Munch supo durante su estancia en el fiordo de la angustia que su buen amigo padecía con motivo de estos desvaríos amorosos no correspondidos.

Munch pintó a Jappe Nilssen en una esquina del cuadro, sentado en la playa de Asgárdstrand y con una expresión melancólica mientras, al fondo, se puede divisar a una figura vestida de blanco, seguramente Oda, que se dirige hacia una barca amarilla acompañada de otros dos seres, tal vez su marido Christian Krohg y Hans Jaegger, alguno de los cuales, tal vez, se la llevará en la barca para ir a hacer el amor en alguna isla cercana del fiordo.

La estructura del cuadro, situando en primer plano a su amigo Jappe y al fondo, casi imperceptibles, a las otras tres figuras, tiene una intencionalidad evidente: el conflicto sentimental devora al hombre.

Estamos, en realidad, a un paso para que el conflicto existencial se desborde.

Fuente original:

http://desdeelotroladodelcuadro.blogspot.com.es/2012/01/melankoli-edvard-munch.html

Una resposta a andando hacia ninguna parte

  1. Toro Salvaje escrigué:

    Bravo por ti!!!

    Que buena asociación.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: