Una vida nueva (Ounie Lecomte, 2009)

una vida nueva 01
Sinopsis: Se narra la historia de una niña abandonada por su padre en un orfanato. Jinhee es una niña de nueve años que convive con su progenitor hasta que éste la abandona sin despedirse de ella en un orfanato de Seúl regentado por monjas. La niña ve pasar los días con la esperanza de que su padre vuelva a recogerla y, mientras tanto, crea una nueva familia con sus nuevas amigas con las que comparte juegos y experiencias. Cuando algunas de sus compañeras se van, consiguen el sueño de entrar a formar parte de una nueva familia aunque, a veces, les entristece separarse del resto. Por eso, Jinhee decide, por un lado, reinventar su propia historia y, por otro, mostrarse silenciosa y ausente con sus potenciales nuevos padres para evitar afrontar una nueva separación.

La directora Ounie Lecomte nació en Seúl en 1966. A la corta edad de nueva años abandonó el país para irse a vivir a Francia con su nueva familia adoptiva. Tras finalizar sus estudios de Diseño de Moda, Lecomte trabajó en diversas películas, entre las que destaca su papel como actriz en el largometraje Paris S’éveille de Olivier Assayas. En 1991, la directora volvió a su Corea natal con el objeto de interpretar a una joven abandonada en busca de sus raíces. La película nunca llegó a realizarse, pero Lecomte acabó reencontrándose con su familia biológica. En 2006 se inscribió en un taller de escritura de guión en cuyo seno desarrolló esta película que es su ópera prima.

La directora Ounie Lecomte nació en Seúl en 1966. A la corta edad de nueva años abandonó el país para irse a vivir a Francia con su nueva familia adoptiva. Tras finalizar sus estudios de Diseño de Moda, Lecomte trabajó en diversas películas, entre las que destaca su papel como actriz en el largometraje Paris S’éveille de Olivier Assayas. En 1991, la directora volvió a su Corea natal con el objeto de interpretar a una joven abandonada en busca de sus raíces. La película nunca llegó a realizarse, pero Lecomte acabó reencontrándose con su familia biológica. En 2006 se inscribió en un taller de escritura de guión en cuyo seno desarrolló esta película que es su ópera prima.

De esta manera, inspirándose en su propia infancia,  lo que explica la profundidad con la que la cinta se adentra en las emociones de la protagonista, asistimos a una película dolorosamente triste. En esta tarea tiene también especial importancia el trabajo de la joven actriz Kim Sae-Ron, que regala una interpretación que desarma por su naturalidad y su fuerza. Y la naturalidad es precisamente la gran baza de esta cinta, con un contenido especialmente intenso a nivel emocional la directora no se pasa de frenada y demuestra una especial habilidad para retratar con sensibilidad y sin aspavientos la realidad del orfanato, la situación de las niñas y el proceso que lleva a la protagonista a asimilar todo lo que le ocurre desde el abandono de su padre.

una vida nueva 02
La luminosa mirada de Jinhee inunda los fotogramas de la película; Los ojos de la niña nos guían a través de esta historia de transformación y a medida que el viaje avanza somos testigos de cómo la luz del principio acaba por palidecer. El silencio, el aislamiento y la rebeldía sirven como respuesta a la niña ante una situación difícil de entender. La rutina del lugar, en el que las niñas juegan, aprenden y esperan con ilusión la llegada de una familia que decida sacarlas de allí y ofrecerles una nueva vida acaba imponiéndose, pero no consiguen aplacar la tristeza de la niña.

La película tiene reiterados aciertos que conviene reflejar; a saber: unas despedidas de las niñas adoptadas -siempre iguales, siempre falsamente tristes, sin un ápice de esperanza. Un mazazo a la conciencia bien pensante que adopta a distancia, para disponer de mano de obra barata -a la que ni son capaces de llevar la maleta- o asiste a procesos de adopción que más parecen una compra de bebés. En este sentido, si bien la hondura del personaje de la cocinera tiene un perfil extraordinariamente profundo, la película pasa de puntillas por la hipotética responsabilidad de las autoridades locales -la dirección del orfanato y las monjas- que son retratados de una manera exageradamente amable, aunque se agradece que la directora centre su mirada lúcida en el desgarro emocional humano de una niña triste y abandonada que no recuperará más que en la memoria los instantes fugaces de felicidad efímera de la infancia.

Más información en la página oficial del film:

http://www.pacopoch.cat/unavidanueva/

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: