silla vacía

Van Gogh - la silla de Paul Gauguin (1888)
Cuatro sillas
alrededor de una mesa.
Tres vasos,
tres cuchillos
y tres platos.

En el libro de recetas
cientos de páginas arrancadas.

Autor: Javier Solé

Ilustración: Van Gogh, “la silla de Paul Gauguin” (1888)

Compañera de la Silla de Van Gogh en esta imagen Vincent pretende recordar al amigo que se ha ido, evocando una situación idílica…

Vincent siempre se sintió interesado por la representación de objetos personales en sus lienzos. En esta ocasión la silla vacía del compañero. Sobre ella contemplamos una palmatoria con una vela encendida – ¿el creyente Vincent implora a Dios el regreso de su amigo? – y dos libros. Al fondo observamos una lámpara de gas brillando, creando a su alrededor un halo de luminosidad.

La silla de Paul es de color rojizo y verde y de formas sinuosas, está iluminada por dos velas y tiene dos libros sobre el asiento. En el suelo, una moqueta de colores. Así era la pintura de Paul, precedente del simbolismo, decorativa e intelectual, meditada y elegante, oscura y misteriosa.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: