infinito aledaño


¿Y si alguna vez sucede
cuando cruce taciturno
el albor de la arboleda
que no estés tú conmigo?

Disipada la mañana
la poda de la semblanza
es reducto de las voces.

La tarde restituye
el sonido del silencio.

Autor: Javier Solé

Ilustración: Richard Cartwright, “The Assignation”

Els comentaris estan tancats.

%d bloggers like this: