Abu Ghraib (Botero, 2004)

“¿Por qué decidió pintar esta serie sobre lo sucedido en Abu Ghraib?”, responde: “Por la ira que sentí y que sintió el mundo entero por este crimen cometido por el país que se presenta como modelo de compasión, de justicia y de civilización.”

A principios del 2003 se sucedieron numerosos casos de abuso y tortura de prisioneros encarcelados en la prisión de Abu Ghraib en Iraq por el personal de la Brigada 372 de la Policía Militar de los EUA, agentes de la CIA de los EUA y contratistas involucrados en la ocupación de Iraq. La investigación criminal realizada por el ejército de los Estados Unidos se inició en enero del 2004 y los informes que le siguieron, así como también las fotografías mostrando personal militar estadounidense abusando de prisioneros causó un gran revuelo mundial cuando en abril, el programa 60 minutos de la CBS y un artículo de Seymur M. Hersh en la revista The New Yorker destapó las historia.

Entre el año 2004 y 2005 Botero pinta una serie de cuadros y numerosos dibujos en torno a las imágenes de la prisión de Abu Ghraib.

Los personajes de Botero son prisioneros desnudos y con las manos atadas sobre los que orinan sus carceleros; algunos aparecen con una venda en los ojos y los genitales ensangrentados, otros con un capuchón en la cabeza y entre las fauces de perros de presa.

Impresiona contemplar las familiares figuras obesas de Botero retorcidas en el suelo, golpeadas y manchadas de sangre. Desnudas, maniatadas, encapuchadas, apiladas en una pirámide humana, colgadas de un pie, o aterradas ante la presencia de un perro.

Prisioneros iraquíes aparecen siendo golpeados por guardias estadounidenses de prisiones, con la vista vendada, obligados a vestir prendas íntimas femeninas y padeciendo otras clases de sufrimientos y humillaciones.

“No hay un lienzo de importancia que encarne el dolor de los campos de concentración de Auschwitz, ni la bomba de Hiroshima, ni las muchas guerras que han seguido después. Pinté estas obras porque el arte es la acusación permanente, el único medio que tenemos los creadores a nuestro alcance para mantener viva una idea que no debemos olvidar jamás” (Botero)

Els comentaris estan tancats.

%d bloggers like this: