omnia tibi


POR TI se levantaron las ciudades,
se tendieron los puentes, se trazaron
los caminos, las vías, los jardines.
En tu honor, estos ojos conocieron
el orden y la ruina de los años
y el paso indiferente de las llamas.

Todo tuvo sentido porque tú
dictaste los renglones de la Historia.

El mundo es un reflejo de tu cuerpo,
una copia, en boceto, de tu rostro.

Autor: Francisco José Martínez Morán

Ilustración: Paloma de los Rios, “soledad”

Els comentaris estan tancats.

%d bloggers like this: