flor del almendro

26 febrer 2020


Me duele
esa pulsión abúlica
donde crece el silencio,

Que su nombre conjugue
Efímero y eterno.

La impúdica primavera
al final de febrero.

La nieve espuria
de la flor del almendro.

Me duele
la yedra de la indiferencia,
el lirio blanco truncado.

Una tierra calcinada.

Esta hija enterrada.

Autor: Javier Solé


%d bloggers like this: